Make your own free website on Tripod.com

Carta de solicitud de Marco A. Prieto Chávez.
para Maestria en de Reiki y Energia de la Luz


Los Angeles, 21 de Agosto 2003



Saludos querido amigo, espero te encuentres bien.

Considerando lo que conversamos en Santiago, es decir, de acuerdo a lo que puedes observar en mi, lo que ves y lo que intuyes, y de acuerdo a tu sugerencia, te escribo esta especie de carta para exponerte de nuevo mi visión sobre la vida y lo que significa la espiritualidad.

Para mi la espiritualidad no significa aromaterapia, naturaleza, bio-danza, meditación, tarot u otro tipo de "tecnología espiritual" o forma de evadir la responsabilidad de contribuir a la expansión de la conciencia de todos nosotros como un sólo cuerpo. Es lógico que en un comienzo uno crea que ser "espiritual" es andar por allá arriba todo el tiempo, ojalá no tocar nunca la cruda realidad... es más cómodo y este es el producto del miedo a vivir el momento presente como una posibilidad de estar con uno mismo o Dios, me refiero a ese "uno mismo" despierto, sensible y amoroso, es decir, consciente, modificando las cosas.

Si uno sufre es lógico que exista el miedo, uno teme sufrir... poco a poco este sentimiento irá perdiendo su fuerza sobre nosotros, aunque sería anormal no tenerlo.

Para mi Dios no es un viejito de barba que está sólo en los altos cielos... para mi Dios ni siquiera tiene ese nombre porque no cabe en un concepto cuando se descubre dentro de uno, más allá de la mente, la memoria, los sentidos, las emociones, las sensaciones físicas u otras formas de percepción... una vez que se ha tenido la experiencia o al menos la intuición de lo que es uno: "el último más allá de todas las máscaras", aparece la cara de Dios o la sensación de su presencia, pero en ese estado no se puede pensar todo esto, pues se trata de un conocimiento intuitivo o una experiencia que no puede ser atrapada, manipulada, pensada o sentida siquiera por esta mente ordinaria... esta mente ordinaria, que no tiene nada de ordinaria no es más que el instrumento para funcionar, explicar, comunicarnos y construir acá en la tierra... nos sirve para aprender y en algunos casos, acercarnos a Dios, pero experimentar la presencia de esa conciencia superior, que podemos llamar del Padre y toda la Jerarquía de seres de luz, es otra cosa (le pido disculpas a mi mente por llamarla ordinaria, con todos sus vicios, defectos y errores, con todo su ego y apego.. si no fuera por ella no podría escribir esta especie de carta-ensayo... gracias querida mentecita, si no fuera por ti yo seria sólo aire).

Volviendo al punto anterior (antes de casi ofender a mi mente), no tiene sentido experimentar esto sólo porque sí, sirve para saber y recordar quien es uno: un vehículo de expresión de la conciencia (del Padre), por lo tanto, después de una experiencia similar sólo queda hacer lo que uno tiene que hacer"... frase conocida, pero esta vez mencionada con otro nivel de profundidad.

Se puede recurrir a cualquier "tecnología espiritual" (como los símbolos del reiki), y de hecho yo uso algunas, tu lo sabes, pero hay algo que va primero, algo que te indica si es realmente necesario usarlas, hasta que punto, cuando dejarlas.

Desde otra perspectiva, a veces nos entregamos tanto a ese amor incondicional por los demás seres, humanos o no tan humanos, que tarde o temprano el Padre o esa supra conciencia nos cura, protege y despierta más aún, cuando ya no damos más, pues lógicamente se trata de un camino muy sacrificado donde uno es clavado a esta cruz de espacio-tiempo, en otras palabras, al mundo tridimensional de la materia y todo esa ignorancia y dolor humano que conlleva el ser humano. Uno puede sufrir tratando de plasmar la compasión en acciones concretas, pero eso nos va haciendo entregar lo mejor de nosotros, en otras palabras, nos limpia..

Los caminos o pasos pueden ser muchos, yo conozco sólo esos dos, el último mencionado fue el primero que experimenté hace años (y sigo haciéndolo)... el segundo me ayuda a explorar mi conciencia y encontrarme esporádicamente con la única conciencia (meditación-contemplación-oración).

Creo que un paso va antes que el otro, la entrega incondicional nos limpia haciendo crecer el amor y posteriormente el otro paso nos da sabiduría o conciencia, pero no se trata de sabiduría "teórica" o "racional". En el sentido más profundo, verdaderamente místico o puro creo que no debiera interesarnos ni siquiera cualquier camino, sino que conocer la verdad... esto genera una fuerza e intuición que nos guía al amor, la sabiduría y quién sabe que más... ni siquiera interesa. No me gusta las citas bíblicas, aunque sé algo de cristianismo, pues de alguna manera se excluye a cualquier persona atea o de otra religión distinta a la cristiana... en fin, no me gustan las citas bíblicas a menos que sea explicada casi científicamente, de esa manera se le da la oportunidad a cualquiera de entender lo que se quiere expresar, objetivamente y evitando dogmatismos. Nosotros los "espirituales" a veces tendemos a dogmatizarnos, hay que evitar este tipo de enfermedad de manera natural, pues nos ciega a la verdad a nosotros mismos y a los demás.

Entonces "naturalmente" debemos darnos el tiempo para contemplar lo que pasa por nuestra mente y corazón, sin esfuerzo, sin clasificar o enjuiciar... sólo interesa conocer la verdad de lo que llevamos dentro.

En fin, evito las citas como estas: "Buscad la verdad y la verdad os hará libres", "Yo soy el camino, la verdad y la vida", y las menciono ahora únicamente por varias razones:

1) Porque creo que se puede encontrar en ellas el fundamento de mi percepción de la vida y la espiritualidad, de acuerdo a lo que fundamenté "casi científicamente".
2) Estas frases ofrecen distintos campos de compresión y de guía, de acuerdo a la diversidad de seres.
3) Son frases cristianas, por lo tanto es más fácil que me entiendan, pues asumo que esta carta será publicada y que todos quienes la lean serán cristianos... a su manera, pero muy parecidos en lo esencial. Definitivamente estamos más allá de esos simples conceptos y contextos.
4) Si les dijera lo que opina Buda de la verdad probablemente no me entenderían, aunque lo diré sólo para inquietar a más de alguno, por puro sentido del humor, me encanta amenizar tantos discursos serios y "espirituales", ojalá con un buen vinito en medio de buena compañía (amistad, fraternidad, hermandad)... le preguntaron a Buda que era la verdad: y Buda dio media vuelta y se fue... dicen que lo mismo le preguntaron a Jesús y el respondió con silencio... si a alguien le interesa verificar esto puede darse el tiempo de buscar la información en la biblia, yo no lo haré, creo comprender la idea central: a veces el silencio dice mucho más, ¿"verdad"?

Creo que permanentemente hago varias cosas que considero espirituales, pero creo que no corresponde siquiera mencionarlas... tienen sentido solamente para quienes las hayan observado o para quienes se hayan beneficiado con ellas, a lo que quiero llegar con esta carta-esnsayo es a la siguiente idea:
poder dictar cursos de reiki bajo el sistema de Marco Antonio González, una vez que se ha demostrado con hechos el compromiso y convicciones que nos mueven, podría darnos más herramientas para profundizar y expandir la conciencia (del Padre) entre quienes nos rodean... entiéndase por conciencia: amor, paz y sabiduría, es decir, valores y acciones... a decir verdad, ya he hecho unos pequeños ensayos enseñando los principios del reiki a unos alumnos de enseñanza media, sin tener la maestría y movido solamente por fines amorosos-pedagógicos-espirituales... no creo que haya sido una mala idea, pero creo que lo correcto es hacerlo con el respaldo de Marco Antonio G., por lo tanto le pedí su opinión y esta carta es el resultado de dicha conversación:

Solicitud de Maestría:

Querido amigo y hermano, o "gancho" y "Jedi", como prefiero decirte cariñosamente, tu has visto, sabes o intuyes más o menos mi proceder en todo lo que hago, intuyes los fines que me mueven, y no me refiero precisamente a reiki, por lo tanto no haré una extensa lista de"hermosos" o "heroicos" actos realizados y por hacer para pedirte la maestría, no actúo así, ya me conoces, por lo tanto no no sé si esta carta cumple con el protocolo, no creo que lo haya pero igual lo hay... jajaja... es innegable, basta ver algunas cartas que se publican en la lista... yo soy de la idea de que los ateos tienen amor, o a Dios en su corazón, que es otro concepto para referirse a lo mismo, muchas veces existen diferencias de conceptos para referirse a lo mismo, de acuerdo a cada mente, pero las obras hablan por sí solas... y cito de nuevo aunque no quiera: "... por sus frutos los conoceréis..." por eso mi "discurso espiritual" es más complejo y abierto a "creyentes" y "no creyentes", en distintos lenguajes para que me entiendan (budistas, artistas, científicos, educadores, niños, jóvenes, etc.), tu sabes a lo que me refiero.

No sé si mis convicciones, frutos de mi experiencia, jugarán en mi contra en esta solicitud o postulación a la maestría, pero así debo hacerlo porque así lo siento, es decir, "así me dice mi conciencia que lo diga a través de mi mentecita", así se lo dicta para que lo escriba textual... con humor, autocrítica y critica sobre lo "espiritual" (eso permite comprender y aprender bien, sin dogmatismos), pero por sobre todo: con la intención de poder ayudar a expandirnos como un sólo cuerpo de luz, conciencia, amor o rei-ki.

Un Brazo querido amigo, y por fin terminé.

Marco Prieto Chávez.
Los Angeles - Chile
marcoprietochavez@hotmail.com
Retornar a Pagina principal
Retornar a Pagina de Maestros de Reiki y cartas de solicitud y/o compromiso

Suscríbete a la lista de correo de Red de Luz :